Las semillas: testigos del pasado. MAC Girona

En la imagen que encabeza este post podemos observar un conjunto de semillas de cebada carbonizadas del s. IV a.n.e. (antes de nuestra era) procedentes del yacimiento ibérico del Puig de Sant Andreu, Ullastret (Baix Empordà). La arqueobotánica es el análisis y la interpretación de los restos vegetales recogidos en contextos arqueológicos para obtener información sobre la interacción entre los grupos humanos y las plantas. Los restos vegetales arqueológicos están constituidos por maderas, carbones y polen, pero también por semillas o frutos y otros elementos que forman parte de ellas, como las espigas, las espiguillas, etc. Su análisis nos permite obtener información de las plantas de la vegetación del pasado y de aquellas que son útiles directa o indirectamente a la comunidades humanas (alimentación, producción, procesado y consumo). Se conservan principalmente de forma carbonizada, como consecuencia de su contacto con el fuego, pero también las podemos recoger mineralizadas o saturadas en agua en yacimientos que han sido excavados en medios anaeróbicos (en ausencia de oxígeno). Actualmente podemos observar estas semillas en la exposición temporal del MAC Girona, El geni culinari. Innovacions que marquen la nostra cuina (El genio culinario. Innovaciones que marcan nuestra cocina) , hasta septiembre.

Museu d’Arqueologia de Catalunya, Sant Pere de Galligants

Carrer de Santa Llúcia, 8 / 17007 Girona / Tel. 972 20 26 32 / macgirona.cultura@gencat.ca