¡Tenéis que conocer el sensacional patrimonio cultural del Gironès!

El ciclo Passejades de Cultura (Paseos de Cultura), organizado por el Área de Turismo del Consejo Comarcal del Gironès y realizado por guías de la Asociación de Guías de Girona, se vuelve a poner en marcha este otoño. Se trata de una serie de visitas guiadas que tienen como objetivo redescubrir el patrimonio cultural de los pueblos de Llagostera, Flaçà, Cervià de Ter, Sant Martí Vell, Madremanya y Sant Julià de Ramis. La novedad de este año es la incorporación de Flaçà, un pueblo con un encanto medieval tan indiscutible como desconocido, a la nómina de localidades del Gironès a visitar. Estas visitas tienen como objetivo descubrir, sobre todo a los propios gerundenses, pero también a visitantes de otras comarcas, la riqueza patrimonial de pueblos que aparentemente no destacan en este aspecto porque en general, por diferentes motivos, no se les ha prestado suficiente atención, incluso en el propio territorio, pero que tienen potencial para convertirse en polos de atracción turística. Las visitas se realizan en catalán con la intención, precisamente, de dirigirse a un público de proximidad, local y del resto del país.

Este fin de semana ha comenzado la actividad con una visita a Sant Julià de Ramis, en la ermita de los Sants Metges y el poblado ibérico Castellum Fractum. El resto de visitas que figuran en el programa durante lo que resta de 2017 son las que se harán a Llagostera (29 de octubre), Flaçà (19 de noviembre) y Madremanya (10 de diciembre). El año que viene están programadas las visitas a Cervià de Ter (21 géneros) y Sant Martí Vell (11 de febrero).

El precio de cada visita es de 8 € para los adultos, 4 € los niños entre siete y doce años y gratuito para los más pequeños. Para garantizar la realización de las salidas es imprescindible que el visitante haga una reserva previa a través de la página web www.turismegirones.cat ¡Una oportunidad para descubrir seis municipios con un gran interés cultural y muy cerca de la ciudad de Girona!

Imagen: Castellum Fractum de Sant Julià de Ramis. Foto: Mariona Aragay.